música>

Los Sabandeños vuelven a la Punta

Imagen de Los Sabandeños en Punta del Hidalgo, perteneciente a la primera etapa del grupo. | DA

Imagen de Los Sabandeños en Punta del Hidalgo, perteneciente a la primera etapa del grupo. | DA

J. F. J. | Santa Cruz de Tenerife

Los orígenes de Los Sabandeños, máximo exponente del folclore canario, están estrechamente ligados a la Punta del Hidalgo. Allí empezó a tomar forma la historia de un grupo que ha editado más de 60 discos y que ha vendido millones de copias por todo el mundo. Junto a la carretera que cruza este pequeño pueblo de la costa lagunera se localiza la Finca Sabanda, testigo de las primeras tocatas parranderas de sus miembros fundadores y de donde surge su denominación. Un monumento, pagado por suscripción popular en época del socialista Pedro González como alcalde y ubicado frente a la finca, mantiene vivo ese vínculo. Esta noche regresan Los Sabandeños a la Punta (21.00 horas, paseo marítimo) para reencontrarse con sus orígenes y ofrecer un concierto conmemorativo de su 50 aniversario.

Elfidio Alonso, único superviviente de aquella primera etapa, hace memoria y cita algunos de los nombres con los que emprendió la aventura: “Allí, a la sombra de la familia de Sebastián Ramos y de artífices folclóricos como Francisco El barbero, el Chúmbale y el Gabo y otros parranderos extraordinarios, el grupo fue adquiriendo conciencia de que el folclore canario era algo muy distinto a lo que acostumbraba a hacer el franquismo”.

“Le debemos a la Punta el haber surgido allí. Nos enseñaron a cantar, a tocar e incluso a bailar. Intervino uno de los personajes que más tuvo que ver con el grupo, José Peraza de Ayala, con su finca de Sabanda, que fue la que nos sirvió para bautizar el grupo”, rememora Elfidio Alonso, que el próximo agosto cumplirá 80 años.

Elfidio Alonso, único miembro fundador del grupo. |  DA

Elfidio Alonso, único miembro fundador del grupo. | DA

“Tocábamos casi siempre en un patio que había junto a la carretera. También actuábamos en el barrio de La Hoya, en San Mateo, pero sobre todo en casa de don José Peraza, que por las tardes nos recibía con los brazos abiertos. Él fue quien grabó a todos esos folcloristas ilustres y, gracias a él, hoy podemos saber cómo cantaba Francisco El barbero las folías; una verdadera joya”.

Aunque el punto de partida oficial de Los Sabandeños se sitúa en el concierto de presentación que ofrecieron en 1966 en el Ateneo, el director del grupo y alcalde de La Laguna precisa que la creación del grupo fue un proceso lento, que empezó a cocinarse algún tiempo antes, en los tiempos de sol y playa que disfrutaban sus 18 miembros fundadores en el pequeño pueblo puntero. “Salvo Gonzalo Perera y los Bacallados, que tenían familia allí, los demás éramos veraneantes. Yo me quedaba en casa de mi tía Nieves”. “Cuando vino el bautizo en el Ateneo, el grupo ya tenía su atuendo, su repertorio creado y habíamos ensayado”.

El paisaje de la Punta también está presente en la portada del primer disco de larga duración de Los Sabandeños, producido por Columbia, la discográfica que impulsó su popularidad. “Aquella foto, perteneciente al álbum de Antología, la hicimos junto al roque Dos Hermanos”. Ya había despegado el grupo en la escena nacional e internacional cuando el pueblo de la Punta decidió sellar su lazo de unión con la historia de Los Sabandeños dedicándole un monumento que pagaron de sus propios bolsillos. “Lo inauguró Pedro González siendo alcalde y lo hizo Fernando Garciarramos. Tenemos calles y plazas por todo el Archipiélago, pero monumentos solo este. Es todo un orgullo”, dice Elfidio Alonso.

El repertorio de la actuación de esta noche en el paseo marítimo de la Punta será similar al que interpretaron el pasado jueves en Santa Cruz. “ Un compendio de aquellas canciones canarias y latinoamericanas que fueron grabadas y alcanzaron una gran notoriedad. Seguro que será una actuación inolvidable”, afirma el veterano director.